Risaralda

Tras pasar al tablero en el debate de control político, además de resaltar el avance en la labor de la Secretaría de Salud departamental, los diputados también detectaron algunas áreas que aún presentan inconvenientes e hicieron algunas peticiones.
 
La primera de ellas es la problemática en el municipio de Pueblo Rico puesto que allí se presentan los más altos índices de mortalidad por enfermedad diarreica aguda (10), respiratorias agudas (5), tuberculosis (139), entre otras situaciones que marcan negativamente la gestión de este despacho (ver cuadro).
 
“Llama mucho la atención que en Pueblo Rico se concentran muchos casos de negligencia, por ejemplo, madres que dejan a sus hijos encerrados en las viviendas durante mucho tiempo, problemas de malnutrición, vemos dificultades de maltrato y violencia física”, dijo el diputado Fernan Caicedo.
 
Es por esto que el asambleísta solicitó al secretario encargado, Álvaro Augusto Ayala Garzón, que se realice un plan de contingencia que se concentre en Pueblo Rico para atacar esta problemática. Además que los recursos lleguen de manera más efectiva y exista una supervisión cuidadosa.
 
“El argumento de ellos (funcionarios de la secretaría) tiene que ver porque allí hay zona indígena, pero me pregunto por qué esto no ocurre en Mistrató donde hay también zona indígena. Por esto es que hay que centrarse en ese municipio”, agregó Caicedo. 
 
Drogadicción
 
De otra parte, enfatizó en la falta de cumplimiento de la Ley 1566 de 2012, que exige a las EPS una atención integral a los pacientes que son abusadores o consumidores de droga.
 
“Creo que ahí también estamos fallando y debemos exigirle a las empresas prestadoras de servicios que sean más responsables a la hora de cumplir la ley que tiene que ver con salud mental”, acotó Fernan.
 
A esta afirmación también se unió el diputado Alexánder García, quien afirmó que la situación es mucho más complicada en Pereira y Dosquebradas.
 
Más problemas
 
Por su parte el asambleísta Mario Marín Hincapié hizo énfasis en el problema de calidad del agua, que es preocupante sobre todo en el sector rural de los municipios.
 
“Nos dicen que el agua está en óptimas condiciones, pero hay estudios que se contradicen. Por ejemplo aquí estuvo el Contralor diciendo que solo Balboa está en riesgo bajo, mientras de Salud dice que es Apía. Pido que se sienten a cruzar información y a revisar cuál es la información verdadera”, aseguró.
 
Alonso Molina y Hugo Armando Arango, también criticaron la calidad de la salud puesto que hay patologías que se han convertido en epidemias y desbordan la capacidad de la prestación del servicio.
 
Cerca de 80.000 millones de los recursos del departamento -es decir el 70 %- se destinan tanto para educación como para la salud, pero que no se ven reflejados en la calidad.
 
Es por esto que el diputado Diomedes Toro también hace un llamado para reforzar la inspección y vigilancia por parte de la secretaría en esa localidad risaraldense.
 
Fuente: DIARIO DEL OTÚN
 
07/01/2015

Plan de choque en Pueblo Rico

Tras pasar al tablero en el debate de control político, además de resaltar el avance en la labor de la Secretaría de Salud departamental, los diputados […]
06/30/2015

Pineda va por la Alcaldía de Marsella

Con el apoyo del partido Centro Democrático, Orlando Pineda Castrillón aspira a ser el próximo alcalde del municipio de Marsella. Es un economista de la Universidad […]
06/29/2015

De nuevos vientos y “cambios radicales” que se avecinan”

Con la presencia de dirigentes y autoridades del orden regional, departamental y municipal, se llevó a cabo en el municipio de Quinchía el sorteo de los […]
06/29/2015

Los que estarían en las listas

Apenas iniciando el periodo de inscripción de candidatos a gobernaciones, alcaldía, concejos, asambleas y juntas administradoras locales en todo el país, en Risaralda ya hay algunos […]