08nacio08a003_big_ce

Gonzalo Sánchez, un destacadísimo estudioso de nuestro conflicto, ha intentado contestar a estas preguntas en un apretado ensayo publicado por la revista Arcadia (http://goo.gl/OdLDLG). Vale la pena comentar su reflexión, por su importancia, por la perspectiva específica que aporta Gonzalo y porque plantea varios temas fundamentales.

El ensayo está construido sobre dos proposiciones que no parecen coexistir cómodamente. Por una parte, que fue fácil para el centro y las élites convivir con la guerra, porque ésta tenía lugar en el campo y la periferia. Por la otra, que unas élites arrogantes, junto con una guerrilla altamente criminalizada, le apostaron a una guerra de resolución rápida. Pero, independientemente de la consistencia de la argumentación, ¿se sostienen ambas proposiciones?

Guerra y olvido

Me parecería muy difícil tratar de demostrar que la guerra colombiana ha sido territorial o socialmente “periférica”. Los grandes epicentros de casi todas las formas de violencia contra los civiles —no solamente en términos de conteo, sino de tasas por habitante— son Antioquia, Santander y Valle. Colombia muestra en esto un notable dualismo, que hasta donde sé no ha sido analizado sistemáticamente: su guerra ha tenido lugar tanto en ciertos territorios donde el Estado estaba notablemente ausente, como en otros que eran, y son, el epicentro de nuestro modelo de desarrollo.

El conflicto cambió numerosas veces de escenario, pero no dejó intocadas a las ciudades. El reporte de finales de la década de 1980,Colombia, Violencia y Democracia —un aporte clave del Iepri de la Universidad Nacional, que Gonzalo dirigió— dijo célebremente que “más que las violencias del monte nos están matando las de las ciudades” (cito de memoria, pero creo que no distorsiono el sentido de la expresión). Y las ciudades no dejaron de ser un escenario de confrontación desde entonces.

Pero más allá de eso pondría en cuestión la idea de unas élites unificadas, atadas a una misma receta y a una misma mentalidad. Sánchez no ofrece una definición de élite, pero sería pedante pedírsela a un ensayo periodístico. Más problemático es que no parece dar lugar en su argumentación a las durísimas fracturas entre élites (entre otras cosas alrededor de la disyuntiva guerra-paz) que han caracterizado la historia colombiana. Esas fracturas generaron problemas de acción colectiva brutales, que condujeron a la solución, también específicamente colombiana, de un paramilitarismo relativamente autónomo y privado, capaz de proveer seguridad a ciertas élites que fueron durísimamente golpeadas desde el principio de nuestro conflicto. Ya desde muy temprano políticos regionales y ganaderos, sólo para poner los dos ejemplos obvios, estaban enzarzados en dinámicas violentas en las que aparecían como víctimas y como victimarios.

¿En qué sentido estuvo la guerra colombiana “distante de los centros de poder político y económico”? ¿Una guerra que tuvo como escenario principalísimo a Antioquia, que involucró masivamente a grandes barones electorales y sus bases, que afectó severamente en vida y propiedad a muchos grandes propietarios rurales? ¿“Por qué inquietarse” con esta guerra periférica?, se pregunta el autor. La verdad, ni siquiera veo esa indiferencia que sugiere con su pregunta Gonzalo, y que muchos intuirían está ahí.

Por ejemplo, el último y altamente recomendable libro de Claudia López —Adiós a las Farc— muestra de manera clara y distinta que durante las últimas décadas prácticamente todos los gobiernos desarrollaron políticas públicas pro-paz. De hecho, la paz negociada fue también durante décadas uno de los primeros puntos de la agenda de los “centros de poder político” (Romero, entre otros, muestra esto muy bien). En ese sentido, Uribe realmente constituyó un cambio.

¿Arrogancia?

Sin duda, durante muchos momentos algunos líderes y tecnócratas abrigaron la expectativa de un triunfo veloz sobre las Farc. Pero esto correspondió a momentos específicos. Por otra parte, cualquier consideración cuidadosa de la doctrina militar de las guerrillas conduce a dos conclusiones. Primero, había grandes diferencias entre ellas. Y segundo, algunas —entre ellas las Farc— jamás se “ilusionaron con una pronta y decisiva victoria”. Su horizonte mental era el de una guerra larga, larguísima.

Y esto me lleva a la especificidad de las Farc y su papel en el conflicto colombiano. Sin entenderlos se corre el riesgo de perder de vista la importancia de los acuerdos de La Habana. La indudable articulación de las Farc a la economía del narcotráfico —masiva, y que fue mucho más allá del simple cobro de impuestos— le sirvió a esa organización para lanzar un proyecto militarista expansivo de larga duración, que se convirtió en el único desafío insurgente viable al Estado.

El tema tiene tanto de largo como de ancho, pero no creo que pueda decirse que esa financiación narco “diluyó las fronteras” entre la guerrilla y la criminalidad común. Todo lo contrario. Con sus grandes recursos, las Farc crearon una estructura vertical con una cadena de mando y una disciplina cotidiana muy severas. No pagaban a sus cuadros (por lo menos no a la mayoría de ellos). Si la financiación narco tuvo algún efecto sobre las Farc, ese fue diferenciarlas de otros fenómenos ilegales. Por eso, mientras otras guerrillas languidecieron o se reincorporaron, las Farc lograron crecer durante un largo período. Naturalmente, como ejército (a menudo ejército de ocupación), podía de hecho comportarse de manera más violenta y cruel, y ciertamente más dotada de poder de fuego, que muchos de sus competidores.

Entre otras cosas por esa especificidad de las Farc, y por su poder de fuego, la descripción que ofrece Gonzalo de una guerra “con cada vez menos sociedad” me parece poco creíble. Veo todo lo contrario. No sólo la guerra y la paz han sido el epicentro del debate político en el país; los grupos armados lograron una visibilidad y una capacidad inédita de articulación con diferentes sectores sociales y agentes estatales. Por ejemplo, en muchas regiones el paramilitarismo se constituyó en un complejo fenómeno político y social que involucró a miles de personas. Y si es cierto que las guerrillas cayeron en un abismal aislamiento frente a la opinión, lograron construir en medio de las dinámicas bélicas redes de apoyo con las que no hubieran podido soñar en décadas anteriores. De pronto la fórmula justa no es “menos sociedad”, sino “otro tipo de sociedad”.

Si esto es así, los acuerdos de La Habana son un evento de extraordinaria importancia, cuyo valor va mucho más allá del silenciamiento de los fusiles (como parece sugerirlo Gonzalo). No. Su potencial tiene que ver además con la posibilidad de construir (con o sin el Eln; ojalá con, pero no es indispensable) un auténtico punto cero. De llevar a las urnas al que por mucho ha sido el principal desafío insurgente, y de hacerlo a través de transformaciones fundamentales que puedan bloquear el surgimiento de desafíos análogos a través de dinámicas reales de inclusión social y expansión de las capacidades estatales.

Esas transformaciones no se han hecho, entre otras cosas, porque la magnitud y el carácter no periférico del conflicto le dieron a éste cada vez más sociedad. Lo cual inevitablemente crea las condiciones para que se desarrollen resistencias en gran escala a la paz. Por eso estamos no ante un eslabón más de una larga secuencia que nos conducirá a la paz soñada, sino frente a una coyuntura crítica y una estructura de oportunidad con apuestas muy altas. Que, obviamente, se pueden ganar o perder. Ya veremos cómo termina la cosa.

Fuente: DIARIO EL ESPECTADOR

08/19/2016
08nacio08a003_big_ce

Las razones del conflicto armado y la necesidad de acabarlo de una vez

Gonzalo Sánchez, un destacadísimo estudioso de nuestro conflicto, ha intentado contestar a estas preguntas en un apretado ensayo publicado por la revista Arcadia (http://goo.gl/OdLDLG). Vale la […]
08/19/2016
monsalve-uribe-700x500

Uribismo ataca y ofende a sacerdote que lucha por el fin de la guerra en Colombia

“Todo ciudadano honesto dará su voto por él SI” Monseñor Dario de Jesus Monsalve. Estas declaraciones parecen haber ofendido en gran medida a los defensores de la […]
08/19/2016
londono_0

Mantienen sanción contra ex funcionario uribista

El Consejo de Estado dejó en firme la destitución e inhabilidad de 12 añospara ejercer cargos públicos emitida por la Procuraduría General en contra del exministro […]
08/19/2016
gobernador_e_de_la_guajira_junto_al_presidente_santos

Intereses regionales obstaculizan la inaplazable paz de los colombianos

Hace dos semanas, en Riohacha, el presidente de la Asamblea de La Guajira había declarado durante una marcha de madres wayuu que protestaban contra el abandono estatal: “Aquí […]
pagina anterior
123456789101112131415161718192021222324252627282930313233343536373839404142434445464748495051525354555657585960616263646566676869707172737475767778798081828384858687888990919293949596979899100101102103104105106107108109110111112113114115116117118119120121122123124125126127128129130131132133134135136137138139140141142143144145146147148149150151152153154155156157158159160161162163164165166167168169170171172173174175176177178179180181182183184185186187188189190191192193194195196197198199200201202203204205206207208209210211212213214215216217218219220221222223224225226227228229230231232233234235236237238239240241242243244245246247248249250251252253254255256257258259260261262263264265266267268269270271272273274275276277278279280281282283284285286287288289290291292293294295296297298299300301302303304305306307308309310311312313314315316317318319320321322323324325326327328329330331332333334335336337338339340341342343344345346347348349350351352353354355356357358359360361362363364365366367368369370371372373374375376377378379380381382383384385386387388389390391392393394395396397398399400401402403404405406407408409410411412413414415416417418419420421422423424425426427428429430431432433434435436437438439440441442443444445446447448449450451452453454455456457458459460461462463464465466467468469470471472473474475476477478479480481482483484485486487488489490491492493494495496497498499500501502503504505506507508509510511512513514515516517518519520521522523524525526527528529530531532533534535536537538539540541542543544545546547548549550551552553554555556557558559560561562563564565566567568569570571572573574575576577578579580581582583584585586587588589590591592593594595596597598599600601602603604605606607608609610611612613614615616617618619620621622623624625626627628629630631632633634635636637638639640641642643644645646647648649650651652653654655656657658659660661662663664665666667668669670671672673674675676677678679680681682683684685686687688689690691692693694695696697698699700701702703704705706707708709710711712713714715716717718719720721722723724725726727728729730731732733734735736737738739740741742743744745746747748749750751752753754755756757758759760761762763764765766767768769770771772773774775776777778779780781782783784785786787788789790791792793794795796797798799800801802803804805806807808809810811812813814815816817818819820821822823824825826827828829830831832833834835836837838839840841842843844845846847848849850851852853854855856857858859860861862863864865866867868869870871872873874875876877878879880881882883884885886887888889890891892893894895896897898899900901902903904905906907908909910911912913914915916917918919920921922923924925926927928929930931932933934935936937938939940941942943944945946947948949950951952953954955956957958959960961962963964965966967968969970971972973974975976977978979980981982983984985986987988989990991992993994995996997998999100010011002100310041005100610071008100910101011101210131014101510161017101810191020102110221023102410251026102710281029103010311032103310341035103610371038103910401041104210431044104510461047104810491050105110521053105410551056105710581059106010611062106310641065106610671068106910701071107210731074107510761077107810791080108110821083108410851086108710881089109010911092109310941095109610971098109911001101110211031104110511061107110811091110111111121113111411151116111711181119112011211122112311241125112611271128112911301131113211331134113511361137113811391140114111421143114411451146114711481149115011511152115311541155115611571158115911601161116211631164116511661167116811691170117111721173117411751176117711781179118011811182118311841185118611871188118911901191119211931194119511961197119811991200120112021203120412051206120712081209121012111212121312141215121612171218121912201221122212231224122512261227122812291230123112321233123412351236123712381239124012411242124312441245124612471248124912501251125212531254125512561257125812591260126112621263126412651266126712681269127012711272127312741275127612771278127912801281128212831284128512861287128812891290129112921293129412951296129712981299130013011302130313041305130613071308130913101311131213131314131513161317131813191320132113221323132413251326132713281329133013311332133313341335133613371338133913401341134213431344134513461347134813491350135113521353135413551356135713581359136013611362136313641365136613671368136913701371137213731374137513761377137813791380138113821383138413851386138713881389139013911392139313941395139613971398139914001401140214031404140514061407140814091410141114121413141414151416141714181419142014211422142314241425142614271428142914301431143214331434143514361437143814391440144114421443144414451446144714481449145014511452145314541455145614571458145914601461146214631464146514661467146814691470147114721473147414751476147714781479148014811482148314841485148614871488148914901491149214931494149514961497149814991500150115021503150415051506150715081509151015111512
pagina siguiente