Duzán agrega que Luiz Antônio Bueno Junior, expresidente de Odebrecht en Colombia, reveló en plena audiencia contra Melo, que ese brazo financiero pagó el concepto jurídico con el que el exministro Palacio Mejía despejó el camino para que la constructora se quedara con la licitación de la Ruta del Sol II, que tuvo un valor total de 3,2 billones de pesos.

“¿Por qué no le llamaron la atención a la Fiscalía las circunstancias de tiempo, modo y lugar en que se hizo ese pago? ¿Acaso no les produjo curiosidad saber quién en Corficolombiana lo pudo haber ordenado y autorizado? ¿No les llamaría la atención saber cuál era el propósito del concepto pedido en una reunión clandestina, la víspera de la adjudicación de la obra, que además no debía ser radicado formalmente en el Inco?”, son las preguntas que para Duzán, por ahora, no tienen repuesta.

Y agrega:

“¿No ameritaría preguntarse por qué Corficolombiana siendo parte interesada en el resultado de la licitación le pidió a un abogado respetable un concepto que reafirmaba la decisión de excluir al único competidor y que fue entregado por debajo de la mesa?”.

Fuente: PULZO