resized_14572693_10205362913232664_1881464042_o

Desde el movimiento significativo de ciudadanos “Sí Se Puede”, el cual fue fundamental en la elección de la diputada de Cambio Radical, Paola Nieto, trascendieron algunos conceptos que arrojaron nuevas hipótesis sobre las causas que determinaron los resultados del plebiscito del pasado Domingo 2 de octubre.

De hecho el otro de sus visibles referentes, el ex alcalde de Dosquebradas y esposo de la legisladora, Carlos Alberto Cano López, criticó la actitudud pasiva de gobernantes que a su entender, hicieron “poco y nada” para cambiar el posterior veredicto de los comicios.

“Con gran arrogancia e indiferencia creyeron que mandando mensajes por televisión se ganaría”, expresó irónicamente.

“Pensaron salir adelante, pretendiendo desconocer la labor desempeñada por concejales, diputados, presidentes de junta. Pero se equivocaron por completo en esa estrategia tanto dirigentes políticos como los gobernantes, quienes creyeron que con sus secretarios de despacho o empleados, podían tener un caudal electoral suficiente para ganar”.

Extremos

El líder describió el actual escenario como si se tratara de criterios opuestos enfrentados.

“Puede observarse un sector político que no creía poder triunfar y sin embargo lo hizo. Del otro extremo, se pecó de conformismo al suponer un triunfo holgado e inminente, permaneciendo casi podría decirse listos para salir a sacar hasta decretos”, aseguró.

“Los del NO, pensando en el hecho de poder perder, salieron a hacer su juego de cara a las  presidenciales de 2018. Por eso se observa una dirigencia donde los ganadores ignoran que hacer y quienes lo suponían, daban la impresión de tener todo hecho de antemano”.

Balón

Cano López concluyó que en este momento las FARC tienen “el balón en su poder”, lo cual reconoció darle tranquilidad al movimiento y a él.

“La objetividad sí es verdaderamente la paz. Vamos a seguir desarrollando eso que Colombia tanto anhela, lo cual constituirá nuestro mayor logro”.

Escribe: CARLOS ALBERTO RICCHETTI